Según la Universidad de las Naciones Unidas, hasta 500 millones de personas en el mundo podrían caer en la pobreza como resultado directo de los impactos económicos de COVID-19. Y en países como Uganda, que ha tenido algunas de las medidas de bloqueo más estrictas en todo el mundo, los ciudadanos ya están sintiendo los efectos. Con este contexto en mente, el programa BrightLife de FINCA actuó rápidamente para adaptar su estructura comercial para continuar operando y brindar a sus clientes lo que necesitan a pesar de las restricciones del país.

Una realidad sombría para Uganda y el programa BrightLife de FINCA

En un esfuerzo por frustrar la propagación de COVID-19, el gobierno de Uganda impuso uno de los bloqueos más estrictos del mundo. Desde finales de marzo hasta principios de junio, se cerraron todos los negocios no esenciales, se detuvo el transporte público y los vehículos privados de pasajeros, y se ordenó a los ugandeses quedarse en casa a menos que se tratara de una emergencia. Desde entonces, el gobierno ha permitido que se reabran algunos negocios y transportes no esenciales, pero queda un toque de queda estrictamente impuesto a las 7:00 pm.

Como empresa social que proporciona productos de energía limpia a algunas de las comunidades más pobres de Uganda, el cierre a largo plazo y el toque de queda continuo han presentado enormes desafíos para el programa BrightLife de FINCA International. Al comienzo del bloqueo, BrightLife se vio obligada a cerrar como un negocio no esencial. Consecuentemente, BrightLife tuvo que suspender a muchos empleados y agentes de ventas, ya que ya no podían vender sistemas solares para el hogar. Más importante aún, con la gran mayoría de los clientes de BrightLife incapaces de trabajar o ganar dinero, muchos no podían permitirse el lujo de hacer incluso los bajos pagos semanales por sus sistemas solares domésticos.

Una mano amiga para los clientes necesitados

Normalmente, cuando un cliente pierde varios pagos, BrightLife suspende su capacidad de usar el sistema solar doméstico. Sin embargo, dado que un sistema solar doméstico brinda a los clientes iluminación en el hogar, una radio incorporada y un puerto de carga del teléfono, apagar BrightSife por completo durante una pandemia no era una opción para BrightLife.

Para ayudar a aquellos que no podían cubrir sus pagos semanales, BrightLife, con la ayuda de los generosos seguidores de FINCA, cubrió el costo de los pagos de más de 4,000 clientes durante un mes completo. Como resultado, nuestros clientes y sus familias aún podrían usar sus sistemas solares domésticos para ver en sus hogares por la noche, escuchar información importante de salud y actualizaciones en sus radios incorporadas, y cargar sus teléfonos para mantenerse en contacto durante este momento crucial .

Adaptando operaciones al clima actual

Aunque BrightLife ha reanudado parcialmente las operaciones, todavía está limitado por las continuas restricciones de toque de queda y transporte. Por lo general, el mejor momento para que los agentes de BrightLife visiten a los clientes es de 6:00 a 9:00 p.m. Pero dado que los agentes de BrightLife necesitan estar en su casa antes de las 7:00 p.m., su capacidad para realizar ventas y hacer un seguimiento con los clientes se ha reducido drásticamente. Mientras tanto, con las opciones de transporte aún reducidas y el toque de queda que causa enormes embotellamientos cada tarde, la jornada laboral en Uganda se ha reducido a solo unas pocas horas cada mañana.

Al darse cuenta de estos problemas desde el principio, BrightLife comenzó a desarrollar una aplicación para agentes de ventas para ayudarlos a optimizar sus ventas en persona y el servicio postventa. Los agentes comenzaron a probar la aplicación en junio y, en julio, todas las ventas se realizarán a través de la aplicación. La aplicación no solo ahorrará tiempo al agilizar el proceso de ventas, sino que también proporciona capacitación adicional en la aplicación y permite a los agentes ver cuáles de sus clientes tienen pagos vencidos o atrasados ​​para que los agentes puedan hacer un seguimiento efectivo con ellos.

Un largo camino por delante

Nadie en Uganda no se ha visto afectado por los efectos de los bloqueos de coronavirus. Y aunque BrightLife ha visto una disminución en los pagos, es optimista para el futuro. La mayoría de los clientes con los que BrightLife ha hablado han expresado su deseo de continuar haciendo sus pagos una vez que puedan continuar trabajando. Los agentes también han estado ansiosos por aprender e implementar la aplicación recién creada para que sus ventas sean más eficientes y efectivas.

BrightLife ofrece acceso a productos que cambian la vida de las personas que normalmente no podrían pagarlos. Es un servicio crítico en la lucha contra la pobreza en Uganda, y BrightLife planea continuar trabajando arduamente para ayudar a quienes lo necesitan, pandémicos o no.